Antes una fábrica, ahora una pista de baile

Publicado en el blog de Gante por

¿Te gusta bailar? ¿Te gusta la música en directo y los bailes en grupo? Hoy os voy a describir un lugar inusual de Gante. Una fábrica abandonada que atrae cada semana a cientos de personas… Consejo: llévate unos buenos zapatos ¡especialmente cómodos!

Gante esconde lugares especiales. Puedes probar más de 350 tipos de cerveza en el famoso bar de Dulle Griet en Vrijdagmarkt, escuchar música jazz en directo en el Hot Club al lado del castillo o probar el chocolate más rico de Gante en Huize Collete. Alguna de estas tres seguro que te suenan, pero en este post nos movemos un poco más hacia el norte de la ciudad, el barrio de Daamport, a 10 minutos del centro de Gante.

Se llama De Centrale, ¿has oído hablar de ello? Todo ocurrió cuando me invitaron unos amigos belgas a bailar danza folclórica un viernes por la noche a un edificio en Daamport que parecía estar cerrado y abandonado. Pero la cosa cambió pronto: más de 300 personas (o debería decir… bailarines), todos con su pareja de baile, en una sala de turbinas (aquello solía ser una fábrica) y horas y horas bailando… las canciones se repitieron, pero los bailes en grupo, en pareja y la música en directo hicieron vibrar el edificio, convirtiendo lo que fue una fábrica de carbón a principios del siglo XIX a ser una pista de baile con gente de todas las edades.

¿Pero quiénes estaban detrás de esto? Hace unos meses la banda “Boombal” dio una magnífica actuación en De Centrale (el edifico al que acudí, de los lugares más interculturales de Gante). El evento se llevó a cabo en dicho edificio, que lleva décadas abierto al público para diversos espectáculos. En concreto, se celebró en una sala de turbinas (la principal y la más grande) de la antigua fábrica que generaba electricidad para algunas zonas de la ciudad allá por la mitad del siglo XX. Así, desde el año 2000 se han celebrado diversos espectáculos del arte, música y danza urbana y tradicional, aunque también internacional y es lugar de impartición de talleres literarios para niños, obras teatrales y un espacio reservado también a los festivales.

Pero lo que vi aquél día, sin duda, fue el baile, baile y más baile. Más que un movimiento, un sentimiento de todos los allí presentes.

¿Quieres ser un invitado? ¡Apúntate y empápate de música en directo! En De Centrale, se crea música siempre que se expresa, se baila y se disfruta. Y aunque no hables neerlandés, eres bienvenido, porque el único lenguaje es el movimiento…

¿Te gustaría primero aprender estos bailes tradicionales?

Con “Danslessen Boombal” tienes la oportunidad. El único requisito, llevar una pareja de baile. Pero… ellos ya lo dicen: “Todo el mundo baila con todos”. Personalmente, esta diversidad de bailes que vi aquél día escuchando a Boombal fue única. La ciudad de lunes a jueves a partir de las 8 puede estar vacía… pero a partir de los viernes, los ganteses tienen sus sitios más escondidos para divertirse.

Las clases se imparten en Sint-Jacobs, 18 los jueves y los domingos hasta finales de abril.

Dirección de De Centrale: Kraankindersstraat 2

Compartir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*