Catedral de Bruselas…en “free tour” guiado

¡Muy buenas tardes guapos y guapas!

Si habéis estado atentos/as a las últimas publicaciones de nuestras páginas de Facebook y Twitter (erasmusenflandes), estaréis al tanto de los eventos y las aventuras que os invitamos a disfrutar con nosotros.

En esta tarde de lunes, os contaré brevemente algunos aspectos interesantes de mi visita a la catedral de Bruselas, dedicada a los santos Miches y Gudule. Y es que cada sábado, a las 14:00, puedes visitar mediante un free tour esta preciosa catedral, que data del siglo XVIII (comienzo de la construcción), que coincide con la aparición del estilo gótico en la zona del Brabante. Al no terminarse hasta 300 años después, podrás contemplar en su interior que la arquitectura no es simétrica y están representadas diferentes modalidades de lo que conocemos como Gótico, incluyendo el Gótico brabantino. A partir de aquí me remito al guía del free tour para que te hable mejor sobre estos temas, ¡en directo!

De lo que yo puedo hablarte un poco más es de algunos elementos y curiosidades que encontrarás en el interior de esta catedral:

  • Justo al entrar, a la derecha, puedes encontrar un acceso hacia una de las torres de la catedral. El precio es de 2€.
  • Si te paras a mirar las vidrieras, verás que la mayoría están cargadas de momentos y símbolos históricos, en los que aparecen representados tanto Carlos I de España y V de Alemania (coronado precisamente en esta catedral) como familiares suyos que ostentaban cargos en los territorios controlados por esta famlia Real. Una curiosidad: siempre aparecen 4 personajes, 2 de pie y 2 de rodillas. ¿Quién es quién?
  • Podrás encontrar, a lo largo de los pasillos laterales y en la zona que los une, varias capillas construidas en diferentes momentos históricos (no todas desde un principio). Un ejemplo es la capilla de “Nuestra Señora de la Liberación”.
  • En el pasillo derecho puedes ver a Sainte Gudule (Gudule de Bruxelles), una mujer a la que se atribuían poderes curativos. En el izquierdo, Saint Michel.
  • Otra curiosidad que podrás encontrar en el pasillo izquierdo, frente  a la estatua de Saint Michel, es una pequeña ventana con una protección de hierro. ¿Qué hay detrás? Pues bien, se trata de un antiguo cuarto empleado como prisión para el personal de la catedral que no hacía su trabajo en condiciones u otros motivos. Desde esa ventana, con vistas directas hacia el altar, podían “asistir” a las eucaristías celebradas en la catedral.
  • A lo largo del pasillo central te encontrarás con los discípulos de Jesucristo, cada uno de los cuales porta un objeto en sus manos, a menudo relacionado con su forma de muerte (normalmente violenta).
  • El púlpito, aunque parece algo oscuro, conviene alejarse un poco de él para mirarlo y poder disfrutar de su belleza y, sobre todo, entender los aspectos de la religión católica asociados a él.
  • Una última cosa interesante es que esta iglesia está en parte construida sobre otra, una iglesia medieval cuyos cimientos datan del siglo XI-XII, y que tenía un refugio o “Westbau” como anexo. Los límites de los muros externos de esta antigua iglesia están marcados con baldosas de un color más claro que el resto…¡búscalas! La existencia a un lado y a otro del pasillo central de la catedral de dos criptas confirma la existencia de esta antigua iglesia, cuyos cimientos se usaron durante el periodo Gótico como lugar de entierro. Se pueden visitar también estos restos arqueológicos, pero se necesita una autorización especial…

Pues bien, esto no es más que una pequeña introducción para sumergirse en la historia, arquitectura y aspectos religiosos de la catedral de Bruselas, situada entre boulevard de l’Imperatrice y rue Royale, cerca de Gare Centrale. ¡RECUERDA! Sábados a las 14h, cita con el free tour de esta preciosa obra de arte gótica. El guía con el que yo estuve es muy simpático y siempre está dispuesto a ampliarte información. Por lo demás, funciona como otros free tour en el aspecto económico y la visita dura aproximadamente una hora-hora y cuarto.

Espero que te haya servido y… ¡¡Disfruta de la catedral para contármelo luego!!

¡Hasta pronto erasmus valientes!

Compartir en:

Posts relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *