VALORACIÓN GLOBAL ERASMUSBRUSELAS FEB-JUN 2017

Publicado en el blog de Bruselas por

Este curso académico 2016-2017 ha sido muy especial. ¿Qué voy a decir? Ha sido mi año Erasmus. Ya solamente con venir a un país como Bélgica estás destinado a aprender miles de cosas: gastronomía, interculturalidad, historia de la zona…a parte de los sentimientos y conocimientos que se generan en una persona cuando vive fuera de la que ha sido su casa hasta hacía poco. De repente, te ves inmerso en otra realidad que, aunque es relativamente similar a en la que vives, las diferencias te parecen, sobre todo al principio, enormes y difíciles de superar si de obstáculos se trata. Pero luego todo va viniendo sobre la marcha… Sobre todo si Erasmusenflandes te da la oportunidad de vivir una parte de tu Erasmus de una forma diferente: trabajando, sí, pero multiplicando exponencialmente el aprendizaje sobre los territorios de Bruselas y Flandes.

Uno de los puntos más fuerte de Bruselas, es su situación geográfica y la facilidad para realizar viajes. Al estar situada en el centro de Europa, los vuelos son realmente económicos: por 20 euros puedes volar a países como Alemania, Italia, Polonia, Reino Unido, Irlanda, España, Rumanía, Hungría… Desde cualquiera de sus dos aeropuertos: Zaventem o Charleroi. En este post mi compañera Rocío os dejo la información sobre cómo llegar a cada aeropuerto.
Las conexiones ferroviarias de Bruselas son magníficas, ¡y el precio también! Por 5.20 € puedes viajar en tren a cualquier ciudad de Bélgica que tenga estación de tren. En 20 minutos estás en Lovaina, en menos de 1 hora en las maravillosas ciudades de Gante y Amberes, descubriendo toda su historia y sus personajes destacados. En 1 hora y media en Brujas, para perderte en sus bellos y mágicos canales. Y en menos de 2 horas en la costa del mar del Norte, en Ostende. Bélgica lo tiene todo, o casi todo…y sin duda Bruselas es una ciudad que da muchas facilidades para viajar, para que puedas seguir creciendo como persona, para que puedas seguir conociendo el mundo. Es el lugar ideal para lanzarte a conocer nuevas ciudades y vivir las aventuras que ello conlleva.

La historia de Bruselas y Flandes ha sido uno de mis descubrimientos durante esta temporada. Entre monarquía española, revoluciones y guerras fue surgiendo Bélgica y su división territorial. Me ha faltado investigar sobre algunos otros temas que me hubiese gustado, pero el programa social de Bruselas es tan amplio que no podía abarcar tanto, y me parecía importante informar sobre eventos de todo tipo (como la reciente “Fête de la Musique”), gastronomía (visitas a “brasseries”; a la abadía de Westvleteren, a museos y tiendas de chocolate belga…) y otros museos (Museum Night Fever, casa-museo Magritte, museos de la Ville de Bruxelles y Porte de Hal), que es de lo que más te ofrece la ciudad.

*Bruselas…¿en un fin de semana?: http://www.erasmusenflandes.com/bruselas/bruselas-en-un-fin-de-semana/

Otro elemento clave para entender la actual Bruselas es el estilo arquitectónico-decorativo Art Nouveau, que nació a finales del siglo XIX de la mano de arquitectos como Horta, Hankar o Cauchie. Barrios como Saint Gilles, Forest y sobre todo ciertas partes de Ixelles, como expliqué en mi post sobre Art Nouveau, te invitan a pasear por ellos para disfrutar de esta experiencia visual que marca la diferencia entre la casa con decoración Art Nouveau y la que está a su derecha o su izquierda.

Los viajes y paseos en bicicleta han sido otro de los fuertes de esta experiencia ErasmusBruselas. No hay palabras, Flandes es realmente un paraíso para los ciclistas:

Rutas ciclistas por Bruselas: http://www.erasmusenflandes.com/bruselas/rutas-ciclistas-por-bruselas-i/http://www.erasmusenflandes.com/bruselas/rutas-ciclistas-por-bruselas-ii/

BRUSELAS-OSTENDE: http://www.erasmusenflandes.com/bruselas/tour-de-flandes-bruselas-ostende/

Destino: Castillo de Gaasbeek: https://www.youtube.com/watch?v=AoPG3vOv6qI

Sin embargo, un año Erasmus, como decía antes, no es tanto lo que vivas, sino con quién lo vivas. Y si la combinación es buena, entonces la experiencia es doblemente placentera. Esto no significa que todo en un Erasmus sea “de color rosa”: ni mucho menos, ya que superar pequeños (y grandes) obstáculos derivados del idioma, de relacionarte con gente nueva, de tener que hacer gestiones administrativas de forma autónoma, de conflictos en casa con los nuevos compañeros…es lo que te hace crecer como persona.  Y, sobre todo, como venía diciendo, el círculo de compañeros y amigos. Eso se queda, si quieres claro. Y todo esto vale más que el Art Nouveau, la cerveza Westvleteren o que ErasmusenFlandes. Es la esencia de la vida: encontrarte con gente que vale la pena y con las que estableces relaciones que también te hacen crecer a ti, ya sea por momentos buenos, ya sea por momentos tensos.

Hasta aquí mi corresponsalía. Durante ella he conocido a personas maravillosas y sin cuya ayuda mis posts, vídeos y fotos no hubiesen podido alcanzar la mitad de la calidad que pienso que tienen, desde mi humildad. Gracias a: Gonzalo Lendínez y otros compañeros Erasmus (Antonio, Angela, Blanca, Jorge, Juan, Costanza, Andrea Palestini, Andrea Alberti…), Pierre y Stéphanie (de visit.brussels), mi jefa Jorinde Verpoorten y todas las personas de las instituciones de Bruselas que me han facilitado el acceso a museos y eventos como corresponsal.

¡Disfrutad de Bruselas, disfrutad de Flandes y disfrutad de Bélgica! ¡Verdaderamente, merece la pena!

Compartir en:

Posts relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*