Hortus Botánicus Lovaniensis

Publicado en el blog de Lovaina por

¿Qué hacer ahora que las hojas de los árboles aún están verdes? Sin duda, pasearse por el jardín botánico de Lovaina.

captura-de-pantalla-2016-10-28-a-las-16-43-07

Antes de que las temperaturas en Flandes bajen más de lo necesario, hay que exprimir al máximo todos los rincones de verdor y naturaleza, que no son pocos, como se demuestra en este post. ¡Tranquilidad, si no estáis a tiempo para ver todo verde, cuando esté amarillo y rojizo será aún mejor! No hace falta recordar que Lovaina es la capital de la región con más patrimonio natural de Flandes, y es por eso por lo que existe este jardín.

captura-de-pantalla-2016-10-28-a-las-16-42-39

El jardín botánico más antiguo de Bélgica fue creado para los estudiantes de Medicina de la Universidad de Lovaina, allá por el siglo XVIII. En 1835 fue cedido al control municipal, cuando fueron renovadas muchas de sus dependencias y fueron construidas algunas nuevas. En total, unas 800 especies de plantas de todo el mundo, ya sean árboles, arbustos, hierbas, flores, plantas aromáticas o acuáticas, se reúnen en este lugar hiper-cuidado, para uso y disfrute de los estudiantes Erasmus que necesiten descansar del trasiego de la biblioteca (o de Oude Markt), o los viajeros con jet lag.

captura-de-pantalla-2016-10-28-a-las-17-07-57

Está situado pasado el río Dyle desde Grote Markt, aquí, siendo uno de los parques más extensos del interior del anillo lovaniense. ¿Qué podemos descubrir dentro? Al entrar nos encontraremos con un jardín estilo inglés, con el césped cortado al milímetro como en el Camp Nou, rodeado de flores de diversos colores, siempre identificadas con su placa. A la derecha su invernadero tropical alberga más de 150 especies de plantas selváticas o acuáticas.

captura-de-pantalla-2016-10-28-a-las-16-42-11

Estanque

También, al fondo, el estanque lleno de nenúfares y rodeado de altos árboles está siempre lleno de niños intentando ver los peces que lo habitan. A la izquierda, un laberinto de plantas pequeñas y aromáticas, y siguiendo, un huerto de manzanos y parras, con bancos y fuentes para descansar y leer un libro.

captura-de-pantalla-2016-10-28-a-las-16-42-23

Plantas aromáticas

Merece la pena pasar por aquí, dar una vuelta entre las plantas, sentarse en sus numerosos bancos y disfrutar de la calma reinante. Mi rincón favorito es el banco desde el que se ve el jardín inglés, más tarde decidme el vuestro!

captura-de-pantalla-2016-10-28-a-las-16-42-49

Una del jardín inglés

Mientras disfrutamos del jardín, los días pasan, pero Lovaina siempre tiene cosas nuevas que descubrir. Acompañadme por más jardines y viajes en… #ErasmusLovaina

Compartir en:

Posts relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*