Descubriendo los Beaterios de Gante

Publicado en el blog de Gante por

Para muchos españoles, la palabra beguinaje puede ser muy poco familiar o incluso desconocida. Sin embargo, los beguinajes constituyen una de las mayores atracciones turísticas de la región de Flandes y Países Bajos, de hecho muchos de ellos están incluidos en la lista de Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Aunque los más populares los podemos encontrar en Brujas, Ámsterdam o Lovaina, los de Gante no dejan de tener ese encanto de un lugar anclado en el pasado, libre del ruido urbano y en perfecta conexión con la naturaleza que los rodea.

Beguinajes (14)  - Beguinajes 14 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante   Beguinajes (14)  - Beguinajes 14 1 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante

Pero antes de adentrarnos en los tres beguinajes que tiñen de blanco muchas de las calles de Gante, hay que saber qué son exactamente y cuál era su función.

Beguinajes (4)  - Beguinajes 4 225x300 - Descubriendo los Beaterios de Gante

El origen de la palabra beguinaje proviene de beguina. Las beguinas eran mujeres solteras o viudas debido a las continuas guerras, que vivían en comuna por necesidad. A pesar de Beguinajes (20)  - Beguinajes 20 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Ganteproceder de un amplio espectro social, aquellas con peor situación económica solo eran aceptadas si podían contar con un benefactor que se encargase de sus gastos. Las beguinas no pertenecían a ningún tipo de jerarquía religiosa ni laica, es más, ni siquiera estaban comprometidas por votos de tipo monástico, sino promesa de castidad.

Muchas de ellas fueron perseguidas durante siglos siendo acusadas de brujas o herejes perdurando las últimas comunas en Flandes y Países Bajos, la última beguina de Gante murió hace apenas 8 años.

Su legado nos ha regalado preciosos poblados dentro de las ciudades flamencas donde decenas de casitas blancas, granate o marrones aguardan un jardín interior reinando la paz por encima del bullicio de las ciudades. Perderse por los corredores adoquinados de cualquier beguinaje supone entrar en contacto con la naturaleza sin salir de la capital. Tal es la herencia de las beatas que estos barrios originalmente amurallados parecen conservar el aura y el espíritu de dichas beguinas.

Beguinajes (17)  - Beguinajes 17 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante   Beguinajes (7)  - Beguinajes 7 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante

Concretamente en Gante podemos encontrar tres beguinajes, dos de ellos declarados Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

Pequeño Beaterio de Nuestra Señora Ter Hoyen

Esta pequeña barriada colindante a la calle Lange Violettastraat esconde tras sus sobrios muros una verdadera aldea ajena al tránsito urbano. Rodeada por casitas de colores granate, es destacable el pequeño prado centro del beaterio, antiguamente cementerio a los pies de la Iglesia de Nuestra Señora Ter Hoyen. El Pequeño Beguinaje que data de 1.235, también está compuesto por varios conventos, la Capilla de St. Godelieve y la del Santo Sepulcro. Desde 1.998, este pequeño santuario de paz forma parte del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

Beguinajes (15)  - Beguinajes 15 225x300 - Descubriendo los Beaterios de Gante     Beguinajes (19)  - Beguinajes 19 225x300 - Descubriendo los Beaterios de Gante

                      Beguinajes (21)  - Beguinajes 21 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante

Beguinajes (18)  - Beguinajes 18 225x300 - Descubriendo los Beaterios de Gante       Beguinajes (16)  - Beguinajes 16 225x300 - Descubriendo los Beaterios de Gante

Gran Beaterio de Santa Isabel

Si algo particulariza a este gran beguinaje a las afueras de Gante, concretamente en el distrinto St. Amandsberg, son las 80 viviendas, 14 conventos, la enfermería, la iglesia y la capilla que lo componen. Aunque más sorprendente aún es que los 600 obreros encargados de levantar esta pequeña ciudad dentro de la propia Gante consiguiesen hacerlo en el tiempo récord de menos de dos años. El Gran Beaterio del año 1874, también reconocido por la Unesco, vino a sustituir al Antiguo Beaterio de Santa Isabel.

Beguinajes (12)  - Beguinajes 12 225x300 - Descubriendo los Beaterios de Gante     Beguinajes (8)  - Beguinajes 8 225x300 - Descubriendo los Beaterios de GanteBeguinajes (6)  - Beguinajes 6 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante    Beguinajes (9)  - Beguinajes 9 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante

Beguinajes (5)  - Beguinajes 5 300x195 - Descubriendo los Beaterios de Gante    Beguinajes (11)  - Beguinajes 11 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante

Antiguo Beaterio de Santa Isabel   

                                                                                       

El último de los tres beaterios que dan tranquilidad a la ciudad de Gante, no resistió a las sacudidas de una época reinada por los coletazos de la Revolución Francesa. Fue por ello cuando en 1873, las beatas debieron abandonar el Antiguo Beaterio para comenzar su nueva vida en St. Amandsberg. El Antiguo Beaterio de Santa Isabel vio su esplendor en el siglo XIII, cuando se convirtió en una verdadera capital de beatas con una iglesia, la casa de la superiora, una enfermería, una capilla en incluso un prado de blanqueo. Actualmente se le conoce como “el rincón santo” por las cuatro iglesias distintas que alberga: la Iglesia Católica de Santa Isabel, la Ortodoxa Iglesia del Santo Apóstol Andrés, La Iglesia Protestante del Rabot y la Anglicana de Saint John’s Church.

Beguinajes (1)  - Beguinajes 1 300x236 - Descubriendo los Beaterios de Gante    Beguinajes (2)  - Beguinajes 2 300x225 - Descubriendo los Beaterios de Gante

Beguinajes (3)  - Beguinajes 3 217x300 - Descubriendo los Beaterios de Gante

¡Ojo para los que busquen un poco de paz en los beaterios de Gante!, los amurallados abren sus puertas de 6:30am a 9:30pm.

 

Compartir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*